Concurso de relatos sobre enfermedades crónicas

Concurso de relatos sobre enfermedades crónicas
Concurso de relatos sobre enfermedades crónicas. Pincha sobre la imagen y ...¡Participa!

5 de octubre de 2012

¿Por que donar médula es un gesto de vida?

Recuerdo que de pequeño esperaba ansioso la llegada de sus majestades los Reyes Magos de Oriente. Recuerdo que desde pequeño ansiaba que se me cayera un diente para ver como, tras colocarlo en la almohada se transformaba el diente en una moneda. Recuerdo que me encantaba bajar a la calle para jugar con mis amigos tras la merienda. Era una infancia normal, como la de muchos niños, una infancia donde primaba la diversión.

Pero con el paso de los años, con el paso de mi enfermedad, con el paso de irme encontrando a padres con hijos enfermos, me doy cuenta que esa infancia, esa que intento dar a mis hijos, es inaccesible para otros niños. Hay pequeños guerreros que no saltan de alegría con la llegada de los Reyes Magos, con la visita del Ratón Pérez o con jugar en la calle. Están esperando un regalo mayor, que por desgracia, ni los Reyes ni el ratón Pérez les traerá. Es un regalo que, a pesar de que está en nuestras manos en muchos casos, no lo sabemos, o alzamos la vista a otro lado, o simplemente nos da pena la circunstancia pero seguimos con nuestras vidas. El regalo que esperan es VIDA, y se la podemos facilitar a través de hacernos donantes de médula ósea. Es un gesto altruista, sin riesgos, y los efectos secundarios son excepcionales, si bien se practica por aspiración medular (que es un 30% de los casos, ya que la mayoría de las veces se hace a través de extracciones de sangre para coger las células madres por una "centrifugadora"). •

Los excepcionales posibles efectos secundarios del aspirado medular son:
- Dolorimiento de las zonas de punción que cede con analgésicos suaves y desaparece en 24-48 horas. Excepcionalmente puede prolongarse durante unos días o semanas pero sin limitar la actividad
diaria.
 - Sensación de mareo, en especial al incorporarse, debido a un cierto grado de anemia que se resuelve
en pocos días
- Fiebre, en ocasiones unas décimas en las primeras horas post-donación.
- Infección del lugar de punción (rarísima).

Cualquiera de nosotros podemos necesitarla, la vida da muchas vueltas, es todo muy efímero, nuestros hijos, nuestros primos o sobrinos, padres o amigos, cualquiera.

Hoy he conocido otra historia más que sólo de pensar el sufrimiento de esos padres hacen que se me encoja el corazón. Es la historia de Ana y Raúl, dos hermanos de 5 y 7 años a los que les diagnosticaron una enfermedad rara, tan sólo 3 casos por millón de habitantes. Aunque Ana de momento no necesita tratamiento, Raúl sí, y ese tratamiento no se receta, ya que es un trasplante de médula. Su enfermedad se llama "Anemia de Fanconi". Sus papás no son compatibles, lo contrario que su hermana, que sí lo es, pero al  ser portadora de la enfermedad no puede donarle.

Si eres padre o madre; hermano o hermana; tío o primo, ruego que te pongas en el caso de estas personas, en su sufrimiento, en su desesperación por no poder hacer nada, y que lo único que separa de que sus hijos tengan una infancia como la que tú y yo hemos vivido es una trasplante de médula ósea. Dona médula, dona vida.
video

Para información de donde acudir para hacerte donante de médula ósea llama al teléfono de la Fundación Josep Carreras 900 32 33 34 o entra en su web http://www.fcarreras.org/es/-d%C3%B3nde-hacerse-donante-de-m%C3%A9dula-%C3%B3sea-_45794 


Si te gustó esto, tal vez te interese...

Related Posts with Thumbnails